Artritis Reumatoide: qué es, síntomas y tratamiento

Vídeo de introducción y repaso de la artritis reumatoíde. Debajo del vídeo está la transcripción.


 Ver en YouTube

Artritis Reumatoide

Nos encontramos con una mujer adulta de unos 45 años con rigidez matutina de más de una hora de duración y que tiene artritis de forma simétrica en varias articulaciones, especialmente en las manos; pero que no afecta a las interfalángicas distales, es decir, en la punta de los dedos.

¿Qué pensarás?

La primera opción será la artritis reumatoide.

Es lo primero que tendremos que pensar.

La causa de la enfermedad es desconocida, pero hay una predisposición genética y se caracteriza porque clínicamente lo que encontramos es una poliartritis crónica simétrica, erosiva, destructiva y que puede afectar a cualquier articulación periférica, aunque suele empezar por las manos.

Suele afectar a las articulaciones metacarpofalángicas, el carpo, también interfalángicas proximales y también puede afectar a los pies, a las articulaciones metatarsofalángicas.

Como digo, la enfermedad puede actuar en articulaciones periféricas de una forma simétrica y no suele actuar... no actúa en la columna dorsal, lumbar o sacroilíacas. Si encuentras dolor o problemas a ese nivel, será por otro motivo. Sí es posible que actúe a nivel cervical, en la articulación articulación atlantoaxoidea.

La clínica típica es dolor, inflamación articular, como he dicho antes, con la rigidez prolongada que es de más de una hora de duración. Típicamente se da al levantarse por las mañanas.

Puede empezar de forma aguda e intensa, pero lo más frecuente es que empiece de forma insidiosa, lentamente con astenia (cansancio), anorexia (falta de apetito) y con molestias articulares imprecisas, difusas que se irán concretando en una poliartritis simétrica.

En este caso, a diferencia de la espondilitis anquilosante, es más frecuente en mujeres con una proporción 3:1 respecto a los hombres y puede darse a cualquier edad a partir de los 16 años, pero es típico que aparezca entre los 40 y 50 años.

Con tiempo puede dar lugar deformidades por ejemplo dedos en ojal, dedos en martillo, dedos en cuello de cisne, ráfaga cubital.

Como en otras enfermedades reumatológicas, puede haber manifestaciones extraarticulares.

En el caso de la artritis reumatoide la más frecuente son los nódulos subcutáneos en zonas de presión, pero que no duelen.

A nivel pulmonar puede haber derrame pleural, nódulos, fibrosis pulmonar. Puede haber pericarditis, osteoporosis, también amiloidosis que puede llegar a afectar a nivel renal con proteinuria y podemos encontrar también el síndrome de Felty que se caracteriza por neutropenia y esplenomegalia.

Es interesante recordar que la artritis reumatoide puede dar lugar a un síndrome Sjögren secundario y dar lugar a la manifestación ocular más común que es la queratoconjuntivitis seca.

Puede haber epiescleritis o escleritis, pero es poco habitual.

En cuanto la analítica el factor reumatoide es positivo alrededor del 70 % de los pacientes, pero no es específico de la enfermedad.

La actividad normalmente se valora por los reactantes de fase aguda como la VSG o la proteína C reactiva.

¿En qué consiste el tratamiento de la enfermedad?

A nivel sintomático analgésicos y antinflamatorios no esteroideos (los AINEs). Se intentan dar lo menos posible.

Y después lo que se llaman fármacos modificadores de la enfermedad o FAME que el que tiene mejor respuesta es el metotrexato.

Una alternativa es la leflunomida y en caso de que no hubiera respuesta están los tratamientos biológicos, los anti-TNF-alfa como el infliximab, etanercep y el adalimumab.

@alsanagust

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Blogging tips