¿Puedo tener algo malo?

Por Alberto Sanagustín

 Ésta es una pregunta que planea detrás de un porcentaje de consultas al médico de familia.


 El paciente describe unos síntomas dispersos. Tras escuchar, da la impresión de que hay una ansiedad importante detrás de las quejas.



  Al final aparece el miedo a "tener algo malo".


¿Tengo una enfermedad grave oculta?


 El problema es que ese miedo genera cada vez más ansiedad.


 Los síntomas derivados de esta ansiedad provocan más miedo.


 Este miedo exacerba más la angustia y alimenta un círculo vicioso que puede ser insoportable para algunas personas.



 Entre las causas de este fenómeno podemos encontrar una patología grave o muerte de un familiar cercano o amigo,


la muerte o enfermedad grave de alguien popular,


alarmas generadas en los medios de comunicación,


alguna patología importante previa que haya tenido el paciente


y puede que una personalidad con rasgos ansiosos, obsesivos o hipocondríacos que sirvan de caldo de cultivo. No siempre es así. 


 Cualquiera de nosotros podemos caer en la trampa, incluidos los mismos profesionales sanitarios.


 Si a todo este revoltijo, le añadimos el acceso a una información masiva y confusa en Internet, se genera para algunas personas una bomba de relojería mental.


 Pero volviendo a la pregunta: ¿puedo tener algo malo?


¡Sí! ¡Claro que podemos tener algo malo!


 Desgraciadamente, no hace falta tener ningún síntoma para tener algo malo. 


 Podemos sentirnos físicamente perfectos y felices desde el punto de vista emocional... y tener algo malo. 


Es así, nos guste o no nos guste. Es la vida misma.


Nadie puede garantizarnos nada. Es algo evidente, pero debemos recordarlo de vez en cuando.


La vida es incertidumbre y si queremos cultivar un mínimo de serenidad, no queda más remedio que aceptar nuestro “no saber” y los "quizás".


No me refiero a simple resignación, sino a una aceptación serena de nuestra condición humana.


Incertidumbre no implica necesariamente inseguridad.


Recordemos que lo opuesto puede ser verdad. Puedes sentirte muy mal y no tener nada nada malo.


Aceptar la incertidumbre es aceptar la vida tal como es.


Por favor, no luchemos contra la realidad.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Blogging tips